¿Qué será de mí el año que viene?

Casi a finales del primer cuatrimestre del último año de carrera surge la duda: ¿qué voy a hacer con mi vida el año que viene? ¿Máster, año en el extranjero, trabajar, cursos?

La primera opción y la favorita de las madres es el máster. Pero no es tan fácil como parece, primero hay que elegir qué máster, al menos tengo claro que uno de traducción no haría, entonces hago uno de interpretación, vale. ¿Tan segura estoy de que la interpretación es lo que voy a querer hacer toda mi vida como para gastarme el dineral del máster? Y en el caso de que estuviera segura, qué máster, ¿La Laguna, Comillas, Ginebra, Londres, Galway…? Y a todo esto, ¿tengo los requisitos necesarios para empezar un máster de interpretación?

La segunda opción, pasar un año en el extranjero (lo más probable es que de camarera o de dependienta) para mejorar el idioma. Irse al extranjero no es pan comido, al menos para mí, dejar todo atrás, irse a un sitio donde no conoces nada ni a nadie. Además, ¿he estado cuatro años estudiando una carrera para nada más acabar ponerme a ser camarera?

La tercera opción, trabajar. Mucha gente me dice, pues cuando acabes la carrera trabajas. Sí claro, se lo pido al genio de la lámpara y ya verás como me da un trabajo. Lo ideal, un trabajo en el mundo de la traducción nada más acabar la carrera, en una agencia o algo por el estilo, por soñar que no quede.

La cuarta opción, hacer cursos para seguir formándome. El problema es que los cursos no duran todo el año, por ejemplo, el único que quiero hacer de momento, el de TAV de Cálamo y Cran no empieza hasta marzo, ¿qué haría mientras? ¿estar tumbada en el sofá? ¿convertirme en una ni-ni?

Y todos estos pensamientos están en mi cabeza día tras día, haciéndome sentir una inútil por no saber qué hacer con mi vida. ¿Me decidiré algún día? Admito sugerencias.

Anuncios
Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , , , , , , | 7 comentarios

Una salida inesperada

Como ya conté en otra entrada, he estado tres meses de prácticas en una pyme. Cuando hice la entrevista para estas prácticas me dijeron que tendría que traducir y “hacer algunas cosillas de facebook”. Esas “algunas cosillas” resultaron en que mi única función en la empresa era la de llevar las redes sociales, nada de traducir, como mucho, alguna revisión.

20140805-145640-53800221.jpg

via dropalia.com

Yo ya había escuchado en alguna charla o leído en algún blog que la de Communitiy Manager es una salida profesional para la gente que sabe idiomas, y parece ser que no hace falta que sepas nada más.
Os confesaré que al principio mi nueva función no me hacía mucha gracia, yo lo que quería era traducir, que para eso estoy estudiando esta carrera. Pero poco a poco me fui dando cuenta de que aunque no estaba aprendiendo sobre lo que yo quería, sí que estaba aprendiendo mucho, no solo sobre redes sociales, también sobre cómo es el mundo laboral y trabajar en una oficina. Quién sabe si algún día todo lo que he aprendido en estos meses me sirve para un futuro trabajo, lo que sí sé es que al menos me h a servido para madurar. En definitiva, lo que os quiero decir es que todas las prácticas te aportan algo útil, ya sea en tus estudios o en tu vida. Y oye, que me lo he pasado muy bien haciendo este trabajo, todo el día con Internet, que eso no me lo quita nadie.

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , | Deja un comentario

Transcreation

Hace una semana asistí al curso de traducción creativa en la publicidad de Con Trazo Firme, impartido por Lucía Rodríguez.
En este curso que solo duraba cuatro horitas (me quedé con ganas de más) descubrí un tipo nuevo de traducción que nunca me había planteado.
La traducción publicitaria es un gran reto en el que necesitas mucha creatividad, que según nos dijo Lucía se puede ejercitar, no hace falta nacer con ella (eso espero).
El curso se dividía en dos partes, una teórica, en la que nos explicaron las características de este tipo de traducción, el tipo de clientes y el proceso de traducción, y una parte práctica, en la que probamos a hacer nuestros propios eslóganes.
De este curso saqué que la traducción publicitaria es difícil pero perfecta si te gustan los retos, y que se paga bien, que eso siempre es importante, porque como dijo Lucía “la traducción creativa tiene un valor añadido” y por eso se paga más. También nos dijeron que esta traducción no es para gente orgullosa, ya que vas a tener que aguantar que el cliente te cambie mil veces tu traducción hasta que esté contento.
Ahora tengo una opción más que añadir a mi lista de posibles futuros.

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , , , | Deja un comentario

Como en casa en ningún sitio

Durante el mes de abril y de mayo he estado de prácticas en una empresa estadounidense trabajando desde casa. Las prácticas consistían en que me enviaban un encargo por semana y tenía una supervisora que me ayudaba y corregía. Estas prácticas han sido perfectas para compaginarlas con las clases y los exámenes, ya que al ser en casa no perdía tiempo en el desplazamiento. La única pega, como siempre, sería que no eran remuneradas. Aun así considero que al estar formándote y tener una persona siempre pendiente de ti que te ayuda a mejorar cada día se compensa que no te paguen. Además como estás en casa no te pueden liar en “tareas de becarios” tales como llevar cafés u ordenar papeles (ya hablaré de esas “tareas” cuando acabe las prácticas que estoy haciendo ahora).
Otra ventaja de trabajar desde casa es lo de poder trabajar en pijama y con un moño mal hecho, y la vaguería de arreglarse solo de cintura para arriba al hablar con la supervisora por skype.

20140611-151526-54926848.jpg
Si alguien que lea esto está pensando en hacer unas prácticas desde casa se lo recomiendo. Pero asegúrate de que tienes un tutor o supervisor, sino no te aportará nada.

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , | Deja un comentario

Que no estaba muerta, que estaba de parranda

Primer mandamiento del bloguero “Ten un blog solo si tienes tiempo para escribir en él”.
Me siento orgullosa de deciros que he quebrantado el primer mandamiento. Si no he escrito nada en este tiempo, (como por ejemplo algo sobre el Eneti) es por que he estado tan ocupada que no he podido. Y estoy orgullosa de haber estado tan ocupada, qué queréis que os diga, compaginar exámenes y dos prácticas a la vez no es fácil, pero he logrado sobrevivir.
Así, entre prácticas (ya escribiré alguna entrada sobre ellas) y exámenes, ha llegado el final del curso y ya solo me queda un año de carrera :O Ahora viene el estrés de las optativas y el trabajo de fin de grado, pero antes me quedan dos meses más de prácticas. San Jerónimo dame fuerzas.

Os mantendré informados

Minientrada | Publicado el por | Etiquetado , | Deja un comentario

¡TGIF! Perdón, TFG

Hoy ha llegado uno de los días más temidos de tercero, la reunión informativa sobre el trabajo de fin de grado (gritos de histeria).

Resulta que para dentro de más o menos veinte días tengo que hacer una lista con tres áreas sobre las que me gustaría hacer el trabajo para que me asignen un tutor. Veinte días parecen muchos, pero os aseguro que son pocos para algo así. No pensé que tendría que decidirlo tan ponto y me ha pillado de improviso, no tengo ni idea de que elegir. Bueno, miento, sé de qué quiero hacer el trabajo pero no sé aún qué poner en las otras dos opciones que hay que rellenar por si acaso, y eso es lo que me angustia.

Sé que quiero hacer el trabajo sobre traducción literaria, me encantaría. (“de la traducción literaria no se puede vivir” blablabla) Pero no tengo ni idea de los otros temas. Quizás interpretación, pero no sé sobre qué haría luego el trabajo…

En fin, que voy a tener que darle mucho al coco durante estos próximos veinte días ¿consejos o sugerencias?

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , , | 7 comentarios

El gusanillo de la interpretación

Este cuatrimestre tengo una nueva asignatura: Introducción a la interpretación. Todos teníamos mucho respeto a esta asignatura, ya que nos parecía (y aún nos parece) una de las más difíciles de la carrera. Yo de hecho pensaba que ni me iba a gustar la interpretación y me he llevado una muy grata sorpresa. Me encanta esta asignatura, de hecho es la única en la que no cuento los minutos que quedan para que acabe y que siempre se me hace corta. De momento solo nos hemos adentrado en el mundo de la interpretación consecutiva, que según tengo entendido es más difícil que la simultánea.

El primer día de clase descubrimos las reglas de la toma de notas en consecutiva, unas reglas que nos está costando mucho, mucho, adoptar.

La primera de ellas es la verticalidad, que en realidad no es verticalidad sino diagonalidad, pero bueno. A esta ya le estoy cogiendo el tranquillo gracias a mi compañera de al lado que cada dos minutos me recuerda que no debo escribir en horizontal.

La segunda norma es separar las ideas, esta es de lejos la que más me cuesta. Soy incapaz de pillar cuando acaba una idea y empieza otra, y encima tienes que separarlas con una raya mientras sigues tomando nota. Me parece algo imposible, pero espero ir cogiéndolo con el tiempo.

La tercera norma es usar símbolos, es decir, cuanto menos palabras uses mejor, casi todo tienen que ser dibujitos. Con esta norma se refleja perfectamente mi “gran” talento artístico. Os confesaré que he estado dos semanas practicando para aprender a dibujar un simple caramelo. Y entre los dibujos y las letras griegas, que yo nunca aprendí porque me aseguraron que no hacía falta saber griego para esta carrera (afirmación muy discutible), tengo un cacao mental increíble.

A todas estas notas le tienes que añadir tu capacidad para memorizar, porque obviamente no puedes tomar nota de todo, y en caso de que fueras capaz, tomar nota de todo no cumple las reglas de la consecutiva

A pesar de todas estas dificultades, poco a poco voy consiguiendo realizar unas interpretaciones medianamente decentes, y me planteo muy seriamente cogerme las optativas de cuarto de interpretación.

Quizás estáis delante de una futura intérprete. Solo el tiempo lo dirá.

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , , | Deja un comentario